SPORTYOU

Archivo
2 de julio de 2020 2/07/20

Opinión

Opinión

Si esto no es fútbol…


  • 12 de junio
    de 2020
  • Ricardo Rosety

Ha vuelto el fútbol. Ha vuelto la Liga. Lejos queda aquel Eibar – Real Sociedad como último recuerdo, ya sin público, de una normalidad interrumpida y que ahora buscamos recuperar. Ha vuelto el fútbol en Primera y en Segunda. Lo que hace un mes era un debate abierto sobre la conveniencia del regreso del deporte de élite ahora lleva unos días girado a las gradas vacías y al público en los estadios. Si el fútbol ha luchado durante 3 meses para volver con el objetivo de terminar la temporada, choca con el deseo ahora de que entren los aficionados cuando se daba por sentado que ese momento todavía tardaría en llegar. ¿No estamos corriendo demasiado? A mi, al menos, me gana la prudencia para pensar que no encuentro razón en esa prisa por rellenar las gradas de aficionados. O, mejor escrito, de asumir riesgos viendo cómo se acerca una multitud a un estadio.

Son muchos los mensajes que he leído sobre que el fútbol sin público no es fútbol. Y me pregunto, con respeto, entonces ¿qué es? ¿Cómo hay que llamarlo? ¿Cómo se llama eso a lo que jugábamos en los recreos? ¿Qué deporte juegan benjamines, alevines, cadetes o juveniles? ¿Y en las categorías no profesionales? Siguen siendo dos equipos y un balón jugando en un campo con dos porterías. El fútbol es mejor con público. Nadie lo discute. Todos queremos ver los estadios llenos, pero ¿a cualquier precio? ¿Asumimos los riesgos de una pandemia a la que pocos tomaron en serio? No parece razonable.

La Liga exige un protocolo tan severo que no parece compatible con una multitud congregada alrededor de un estadio. Puede que esto cambie en las próximas semanas y la visión sea más optimista, pero no parece que abrir las gradas suponga un avance tan importante como para dar ese paso ahora mismo. Este fútbol no tiene ruido de cánticos, pitos, coros y danzas… Y es cierto que le falta calor. Es el que nos toca vivir ahora, y mejor así esto que nada. Sí tiene sonido de banquillos, grito de futbolistas o toque de balón. Y sí, sigue siendo fútbol. Como el que tanto disfrutamos jugando en los recreos del colegio.

Temas relacionados:
Volver arriba