SPORTYOU

Archivo
24 de julio de 2024 24/07/24

Champions League

Las cinco causas de la eliminación del Sevilla

El equipo de Jorge Sampaoli no supo sacar provecho de las ocasiones de las que gozó a lo largo de la eliminatoria


15 de marzo de 2017 Alonso Gallego Abad - Sportyou

El Sevilla no estará en el sorteo de los cuartos de final de la Champions League. Pese a que fueron inmensamente mejores en la ida en el Sánchez Pizjuán, los hombres de Jorge Sampaoli no supieron primero transformar dicha superioridad en una renta más amplia ni más tarde defenderla en el King Power Stadium. La historia se repite y, de la misma forma que en 2008 y 2010, el cuadro hispalense queda fuera de la competición tras haber cosechado un resultado a priori favorable en el encuentro de ida.

La falta de acierto y Kasper Schmeichel

Los andaluces gozaron de un sinfín de oportunidades en el choque disputado en casa, incluidos un disparo de Vitolo al palo que habría supuesto el 3-0 y un remate de Adil Rami al larguero a la salida de un córner. La superioridad se tradujo en ocasiones, pero el Sevilla no estuvo fino de cara a portería y eso en unos octavos de final de la Champions League se paga muy caro. Además, Kasper Schmeichel se erigió en héroe con dos penaltis detenidos, uno en la ida a Joaquín Correa y otro en la vuelta a Steven N’Zonzi. La suerte tampoco estuvo de su lado, pues con 0-0 en el partido de vuelta, Sergio Escudero estrelló en el larguero un zurdazo bestial que bien podría haber acabado dentro. «La eliminatoria la hemos perdido nosotros. Con el 2-0 en Sevilla creíamos que podríamos lograr una renta mayor y nos encontramos con el gol en contra», dijo Vicente Iborra tras la eliminación.

Desajustes defensivos

El Leicester City apenas gozó de ocasiones en Sevilla, pero se mostró mucho más efectivo. Allí, Jamie Vardy supo aparecer justo en el lugar al que los centrales hispalenses no pudieron llegar para mandar el balón a la red y dar esperanzas a los suyos. En el King Power Stadium, Wes Morgan remató en el segundo palo y prácticamente sin querer una falta lateral en la que el balón pasó por encima de toda la zaga sevillista sin que nadie acertara a despejar. En el 2-0, Marc Albrighton recogió un rechace en la frontal del Sevilla con tiempo y espacio para cargar la pierna y ajustar su disparo.

Superados en intensidad

El Sevilla no supo responder a la presión del Leicester City en el partido de vuelta. Acostumbrados a un fútbol más fluido, el equipo de Sampaoli echó en falta una marcha más en la salida de balón y más movimiento entre líneas. Samir Nasri, el timonel del equipo en el primer tramo de la temporada, estuvo bastante desaparecido en esa labor de llevar la pelota a los hombres de ataque y solo algunas arrancadas de Vitolo lograron hacer retroceder a los ingleses. Los locales pasaron por encima de los hispalenses a base de empuje y superioridad en los duelos individuales.

Samir Nasri

Más allá de un bajo nivel en lo puramente futbolístico en el partido de vuelta, la expulsión del francés a falta de 15 minutos para el pitido final fue decisiva. Pese a ello, el Sevilla pudo forzar la prórroga desde los 11 metros, pero jugar con 10 hombres en el momento de máxima tensión fue demasiado para los de Sampaoli. La primera amarilla de Nasri fue evitable; la segunda, para que alguien le de un toque de atención.

La ‘resurreción’ del Leicester

El mundo del fútbol se llevó las manos a la cabeza cuando el Leicester City anunció la destitución de Claudio Ranieri, el hombre que solo unos meses antes les había llevado a la histórica hazaña de ganar la Premier League. Sin embargo, esa salida le ha sentado de forma inmejorable al equipo. Tres victorias en tres partidos disputados con Craig Shakespeare en el banquillo y remontada para meterse en cuartos de final. El Sevilla, en cambio, llegaba al encuentro de vuelta tras dos empates en LaLiga y con unas sensaciones muy alejadas de ese equipo que maravilló a principios de temporada.

Temas relacionados: , ,
Volver arriba