SPORTYOU

Archivo
29 de enero de 2023 29/01/23

Opinión

Opinión

Reflexiones a diez jornadas vista (parte I)


  • 23 de marzo
    de 2009
  • Elías Israel

Después del parón liguero por los partidos de selecciones, entraremos en la fase decisiva del campeonato. Quedan diez jornadas, la hora de la verdad. Algunas relexiones a vuelapluma.

Barcelona: El líder maravilloso, por su juego sublime. Partidos como el de ayer le ponen a la altura del ‘Dream Team’. Sabe lo que tiene que hacer (presionar arriba juntos, tocar rápido, abrir bien las bandas, llegadas de segunda línea) para practicar el mejor fútbol del mundo. También debe haber aprendido que si falla una cosa, se cae la orquesta. La única duda es si le puede pasar el envidiado peso de estar en tres competiciones. Quiero ver a Pep (lo ha hecho casi todo bien hasta ahora) tomar decisiones en los cruces de la verdad de la Champions.

Real Madrid: No brilla, pero gana. Los números avalan la trayectoria desde la marcha de Schuster. Sólo le queda la Liga. Juande es un buen técnico, no para el Madrid, pero un buen técnico. El equipo está apuntalado atrás. Parece que Lass y Huntelaar han sido buenos fichajes para romper el mito de los fichajes de invierno (si no jugaron ambos la Champions fue porque el Madrid, por decisión política de Boluda y Amador Suárez, no fue al TAS). Veremos si puede pesar el manejo del vestuario. Guti, fuera de la convocatoria; Higuaín, en el banquillo. Ahora no hay nada que rotar. Juande empieza a pasar facturas anteriores. Los choques directos, con rivales de arriba de la tabla, van a marcar el final de campeonato. El Madrid de Juande, contra los buenos –Liverpool, Atlético, Barça-, se achica. No creo que le pase factura el proceso electoral. Ya están curados de espanto.

Sevilla: Enarbolaré siempre el valor de la gente de la casa como Manolo Jiménez.  Hay que hacer el doble para que te valoren la mitad. Cabe reprocharle con razón la eliminación de la UEFA, pero tiene mérito su consolidada tercera posición. Sus seguros de vida se llaman Kanouté y Navas, dos de las grandes estrellas de la Liga. El crecimiento de Romaric me parece interesante. No creo que tengan mayores sorpresas. Lo normal es que acaben donde están

Villarreal: Lo más parecido a un proyecto inglés en España. Buena gestión empresarial, un muy buen entrenador, Pellegrini. Puede que la plantilla no le llegue para compaginar los cuartos de la Champions con la Liga, pero es una delicia ver su propuesta futbolística desde una ciudad pequeña. Seguramente, con otra presión, no harían las cosas tan bien, ni serían tan sensatos en las decisiones. No sorprende a nadie verles allí arriba.

Valencia: El mérito en un club así es sobrevivir y Unai Emery lo está haciendo. Es una increíble locura la capacidad de autodestrucción. Se podría hacer un culebrón con las intrigas de palco, accionistas e intereses variados. Los jugadores no cobran, pero les queda el talento. En futbolistas es, desde mi punto de vista, la tercera mejor plantilla de la Liga, pero cuestiono hasta que se metan en Europa. Es muy difíicl mantener la línea recta en esas condiciones. Más cuando muchos futbolistas están pensando dónde jugarán la próxima temporada.

Atlético: Es una montaña rusa. No tiene regularidad. Se siente cómodo en los partidos locos y fuera de lugar en los que tiene que elaborar fútbol. Es mejor contra los grandes que contra los pequeños. Es capaz de todo, pero yo le veo capaz hasta de quedarse fuera de Europa. Mi teoría al respecto es clara. Tiene futbolistas, pero le falta esencia y carcasa de gran equipo. Con Abel no llega. Así es muy difícil lograr resultados.

Deportivo y Málaga: Tiene mucho mérito lo de Miguel Ángel Lotina y Antonio Tapia. Dos plantillas cortas, pero bien gestionadas. Desde dos estilos distintos, siguen en la pelea por meterse en Europa. Uno ha descubierto la mejor versión de Lafita, otro la de Duda. Equipos trabajados, que conocen sus virtudes y sus defectos.

Valladolid: Sin grandes nombres, pero con un buen patrón. Se ha acostumbrado a vivir tranquilo. Hay nombres propios interesantes, jóvenes y con proyección como Asenjo o Pedro León. Seguirá vendiendo para sobrevivir. Le queda asegurarse la permanencia que tiene a tiro, pero , gracias a la confianza que tiene, hace un buen trabajo.

Volver arriba