Archivo
19 de diciembre de 2018 19/12/18

Champions League

El Madrid tira de escudo

Cristiano Ronaldo

Con un gran arreón final, el campeón de Europa remonta al PSG un partido en el que llegó a sufrir muchísimo (3-1)


14 de febrero de 2018 - Sportyou

La historia es un factor más en los partidos desde que la Champions League era Copa de Europa. Y el Real Madrid hizo valer la suya al final de un partido en el que llegó a sufrir de lo lindo. Resistió el Madrid ochenta minutos y marcó la diferencia en el arreón final. En tres semanas sabremos si es ventaja suficiente.

La puesta en escena del Madrid respondió a lo esperado. Salió con la intensidad de las grandes noches y dispuesto a dominar el partido, con Isco y Marcelo como motores. Al brasileño le frenó en seco su paisano Dani Alves, en un choque que acabó con el madridista recibiendo atención en el codo. El PSG templó los ánimos y de inmediato trasladó el mensaje de que contaba con dos jugadores distintos: Mbappé, capaz de cambiarlo todo en una fracción de segundo, y Neymar, dispuesto a gobernar el partido desde el costado defendido por Nacho.

Tras una ocasión de Neymar, Marcelo ejecutó una contra como un relámpago, y desde la medular dejó a Cristiano Ronaldo solo ante Areola. El portugués, mano a mano con el portero francés, le estampó el balón en la cara. El Madrid dejó sin sellar su buen inicio y a ese cabo suelto se agarró el PSG. Con una arrancada en la banda, Mbappé puso el balón en el área. No pudo rematar Neymar pero sí Rabiot, libre de la vigilancia de Modric para marcar el 0-1. El Madrid acusó algo el golpe, pero no dejó de fabricar ocasiones. El empate llegó justo antes del descanso, con un penalti más que dudoso por agarrón de Lo Celso a Kroos, que convirtió Ronaldo. Tras el descanso, el colegiado Rocchi perdonó otra pena máxima, esta vez por mano de Sergio Ramos.

En la segunda parte, el Madrid perdió el orden táctico y el control del partido. Emery ajustó sus piezas y dio entrada a Meunier por Cavani, con lo que adelantó a Alves y reubicó a Mbappé. En el Madrid, Zidane hizo algo parecido con Benzema, al que relevó Bale en el 68. Los cambios mejoraron al PSG, que empujó al Madrid hacia su área. Zidane reaccionó diez minutos después y metió a Lucas Vázquez y Asensio en lugar de Isco y Casemiro. Este cambio sí dio aire al Madrid, que a ocho del final encontró el gol gracias al olfato y a los reflejos de su delantero centro, que lo es aunque no luzca el 9. Con el Bernabéu de fiesta, y en otra entrada de Asensio como un puñal por la izquierda, Marcelo hizo el 3-1.

Temas relacionados: ,

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba