SPORTYOU

Archivo
25 de mayo de 2020 25/05/20

Opinión

Opinión

Marcar o no marcar, he ahí la diferencia


  • 27 de agosto
    de 2015
  • Paco Navacerrada

Cristiano Ronaldo

El Real Madrid empató su partido del domingo pasado ante el Sporting. Fue el primer encuentro de la Liga 2015-16. Un fracaso absoluto. Por su parte, el Barcelona ganó por la mínima, gracias a un gol de Luis Suárez, al Athletic. Faena de aliño. Ahí está la gran diferencia, en marcar. Si el Real Madrid hubiese aprovechado alguna de las ocasiones que tuvo, ahora estaríamos hablando de otra cosa. Pero es verdad que el Madrid no ha empezado muy fino. Al contrario, demasiado espeso. Porque al Sporting le bastó clarividencia defensiva para poder ganar un punto que mereció.

Era el primer partido de Liga, pero aquí todo el mundo se pone muy nervioso a las primeras de cambio. Este sábado hay otra oportunidad para resarcirse de un mal partido y un mal resultado. Porque la lógica dice que el Real Madrid debe jugar mucho mejor de lo que lo hizo el otro día en El Molinón, aunque para ello deberá variar algunos aspectos de su fútbol. Lo que sí parece claro es que los partidos no van a ser paseos militares para los candidatos al título. Ahí están los resultados de esta primera jornada que lo corroboran. El Barcelona, ganando con muchas dificultades; el Madrid, empatando y dando gracias de que aquel remate de cabeza no botase un centímetro más hacia adentro; el At. Madrid, también pidiendo la hora; Valencia y Sevilla, sacando un punto y dando gracias también. Lo dicho, nadie va a regalar nada. De ahí que marcar un gol sea un tesoro. Y por eso, los equipos que tengan a los mejores de cara al gol tendrá mucho camino ganado.

Pero dejemos que el tiempo ponga a cada uno en su sitio. Y antes de despellejar a Rafa Benítez démosle, como con cada entrenador que se sienta en el banquillo, unos partidos de margen. Lo contrario sería muy injusto. Pero marcar o no marcar, ahí está la diferencia. Y si el Madrid no encuentra el gol, entonces Benítez sí tendrá un problema.

Volver arriba