Archivo
24 de abril de 2018 24/04/18

Copa del Rey

El Madrid sigue con el virus

La 'unidad b' no pasa del empate ante un buen Numancia (2-2), pasa de ronda pero no mejora la imagen entre los aficionados blancos


10 de enero de 2018 - Sportyou

El Real Madrid solventó el trámite de la vuelta de los octavos de final ante el Numancia con un partido complicado por la ventaja de la ida y por el extraño clima que se respira alrededor del equipo. Les tocó jugar a los que gozan de menos minutos y el cóctel quedó simplón como era de esperar. Empató la unidad b, lo que afianza el virus en el cuerpo y no mejora una imagen futbolística que lleva deteriorada un tiempo.

Nueve y media de noche en La Castellana, el termómetro por los suelos, media entrada generosa… Un menú poco apetecible si se une que el Madrid ya había ganado por tres goles a cero en Soria. Sin embargo, la situación del equipo en la Liga y el asunto de Kepa Arrizabalaga han enturbiado el agua que surte al equipo. Tanto que el partido ante el Numancia se convirtió en una especie de control sin nota, pero en el que no se podía suspender.

Una papeleta extraña para Ceballos, Lucas Vázquez, Theo, Vallejo, Marcos Llorente… futbolistas que poco tienen que ver con el descalabro liguero. Esos, los CR, Modric, Varane, Marcelo, Kroos…, se examinan de verdad el sábado ante el Villarreal. Pero antes había que salvar el escollo del Numancia. Los chavales le pusieron ganas, muchas, porque lo que es fútbol, ni rastro. Están infectados por el virus que merma a los titulares.

Ceballos y Lucas Vázquez se encargaron de calentar las palmas de los valientes aficionados que se acercaron al Bernabéu, pero solo destellos. Y como la película tiene que continuar el Numancia se marchó al descanso con empate a uno. No peligraba el resultado, pero si la imagen. Quizás por eso el Madrid subió la intensidad tras el receso y Lucas Vázquez volvió a adelantar a los blancos. Todo en orden hasta que el Numancia dio un paso adelante y volvió a poner en evidencia al Madrid con el segundo tanto de Guillermo.

Este empate no tenía importancia, pero la imagen de equipo no había mejorado. Y eso sigue siendo un problema pese a que el equipo siga vivo en todas las competiciones.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba