SPORTYOU

Archivo
16 de noviembre de 2019 16/11/19

Opinión

Opinión

Primer lío en el río


  • 15 de agosto
    de 2010
  • Sergio Barriocanal

Al Atlético de Madrid no le está saliendo el verano como tenía previsto y además se presenta el primer lío por el asunto de los jugadores que ocupan una plaza de extranjero, lo que supone un descarte entre Diego Costa, el que le gusta a Quique, o Salvio, el fichaje más caro del club la pasada temporada.

Que había que fichar lo sabían y lo asumían los dirigentes, pero el plan de reducción de presupuesto y de gastos que se había impuesto Gil Marín para esta temporada se mantenía en pie con alguna venta. Y el Atlético ha comprado mucho, y caro, y no ha vendido nada. Que Filipe es un gran fichaje no lo duda nadie, pero igual no a ese precio y con las condiciones leoninas que impuso Lendoiro: Rubén dos años cedido, seis millones al contado, etc… Que Godín es un buen central, tampoco el mejor de la Liga BBVA, se puede aceptar, pero para mi no cuesta 8 millones. La nueva cesión de Tiago supone otro bocado importante al capítulo reservado a fichas. El portugués se lleva 2,5 millones y la Juve 500.000 euros por la cesión. Su regreso significa que el entrenador tenga que descartar a uno de los cinco medios centros de la plantilla y el que cuenta con todo para ganar la rifa es Camacho.

En el Atlético han sido incapaces de vender a ningún futbolista de los que pusieron en el mercado. El primero Simao, que la próxima temporada se irá libre, que con el discretito mundial que ha hecho dejó al club sin opciones de colocarlo. La opción más jugosa para el club era la de Forlán, más aún después de ser elegido el mejor de la Copa del Mundo. Salieron muchos equipos interesados, aunque no se sabe si alguno llegó realmente con la pasta. De todos modos, cualquier negociación la abortó el delantero que no quiere moverse de Madrid y en el club asumen que será imposible recuperar parte de la inversión que hicieron por él cuando lo ficharon del Villarreal y que es posible que se jubile con la rojiblanca. Esto para el Atlético significa mucha pasta porque Forlán cobra los mismos 6 millones de euros, ni un céntimo abajo, que el Kun Agüero, y por detrás aparecen las millonarias fichas de Simao, Reyes o Tiago.

Ahora, a quince días de iniciarse el campeonato y con la Supercopa de Europa en el horizonte, resulta que al Atlético le sobran futbolistas, principalmente extranjeros. La demora en la nacionalización del Kun Agüero que sigue tramitándose y la llegada de Godín ha puesto a Quique en el papel de juez. La decisión está tomada y parece claro que prefiere a Diego Costa antes que a Salvio, pero en el club las ofertas llegan por el brasileño, casi todas pidiendo su cesión como el Depor o el Mallorca, y no por el argentino. Diego Costa ha sido hasta ahora una ‘maleta’ para el Atlético: Albacete, Celta, Valladolid… Una trayectoria de discretas y poco relevantes cesiones, salvo la temporada pasada que superó el aprobado en el ‘Pucela’, y ninguna oportunidad en el Calderón. La relación de Quique con García Pitarch es hasta ahora buena, pero se podría alterar si finalmente el técnico decide descartar a Salvio. En el club, pese a que dicen que la decisión del técnico va a misa, no entienden que pueda prescindir del que fue fichaje más caro (10 millones) de la temporada pasada. Salvio llegó en el mercado de invierno, lesionado, y apenas apareció hasta el final de la campaña. Cargarse al argentino hasta el mes de enero (podría irse cedido a su país estos meses) sería apuntar en el debe del director deportivo un nuevo fracaso. No hace falta sacar la lista. Si de los dueños del club dependiera se quedarían con Salvio. Quique sabe que no puede equivocarse.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba