SPORTYOU

Archivo
5 de octubre de 2022 5/10/22

Fórmula 1

El misterio del bajón de Mercedes espera solución en Suzuka

Suzuka, un circuito de los de la vieja escuela, es esperado por los aficionados por muchos motivos, pero sin duda alguna uno de ellos es la resolución de ese misterio que tantos comentarios provocó en las redes sociales por parte de los aficionados: el inesperado bajón de rendimiento de Mercedes en Singapur. Un bajón que […]


25 de septiembre de 2015 Revista del Motor - Sportyou

Mercedes Japón

Suzuka, un circuito de los de la vieja escuela, es esperado por los aficionados por muchos motivos, pero sin duda alguna uno de ellos es la resolución de ese misterio que tantos comentarios provocó en las redes sociales por parte de los aficionados: el inesperado bajón de rendimiento de Mercedes en Singapur. Un bajón que llevó al equipo de Stuttgart a no pasar del quinto puesto este año, quedándose a un segundo y medio de la pole de Vettel, cuando la temporada pasada copó la primera línea de parrilla. Decir inesperado suena a poco.

Lo primero que hay que decir es que el misterio no es sólo para los aficionados, ya que para Alonso “es un misterio que probablemente nunca entenderemos, pero esto es F1. Lo tomas o lo dejas”. Para el asturiano “sería sorprendente si el rendimiento de Singapur fuera el rendimiento normal de Mercedes (en Suzuka)”, por lo que se espera que todo cambie en el trazado japonés. Pero ¿es posible un bajón tan claro en todas las sesiones de un gran premio de un año para otro? La clave, según el propio Wolff, podría ser «un problema a la hora de calentar las gomas». Algo extraño porque no se había visto en pruebas anteriores, especialmente en Mónaco y Hungría, circuitos similares a Singapur, donde coparon también la primera línea de parrilla y sacaron 7 décimas al siguiente monoplaza en ambos sábados. Eso se junta con el problema que hubo con las gomas de Pirelli a la vuelta del periodo vacacional, tras lo que muchos consideran un cambio oficioso, que no oficial, en los compuestos de las gomas italianas.

Suzuka es un trazado muy diferente al de Singapur. Un trazado de curvas de alta velocidad, no urbano, donde el rendimiento de Mercedes dio también para copar la primera línea y sacar 6 décimas al siguiente equipo, en este caso Williams (también motorizado por Mercedes). Diferencias muy similares (7 y 6 décimas) en dos circuitos que no tienen nada que ver entre ellos, y que de repetirse el rendimiento de Singapur pondría el punto de mira de nuevo en Pirelli, que en temporadas anteriores tuvo un papel destacado en el cambio de sus compuestos y las elecciones de los mismos para cada circuito tras el parón veraniego. Una F1 que cuando se ve acorralada por las críticas hacia la monotonía de un dominio determinado suele tomar algún cambio normativo (oficial u oficioso) para volver a barajar las cartas. Pirelli, como uno de los actores principales del Gran Circo, siempre ha sido un buen comodín, desde que aterrizó de nuevo en la F1, para cambiar el status quo de los equipos sin tocar otras partes de la normativa. Suzuka nos dirá si es una de esas ocasiones o sólo se debió a un mal fin de semana de Mercedes. Alonso dice que «quizás nunca lo entenderemos». Pero si se repite en Suzuka, algo de luz se verá al final del túnel. Muchos intereses, mucho dinero, mucha política…todo cuenta en la F1.

Temas relacionados: ,
Volver arriba