SPORTYOU

Archivo
14 de noviembre de 2019 14/11/19

General

Madrid y Barça empatan en el Clásico de Varane

No fueron Messi ni Cristiano Ronaldo, sino Varane el jugador que más influyó en el Clásico. El central francés se doctoró en un duelo de altos vuelos. Con un balón salvado bajo palos, una anticipación a Cesc en un mano a mano y un gol de cabeza permite al Real Madrid seguir vivo en la […]


30 de enero de 2013 José Mendoza - Sportyou

Messi se choca con Diego López

No fueron Messi ni Cristiano Ronaldo, sino Varane el jugador que más influyó en el Clásico. El central francés se doctoró en un duelo de altos vuelos. Con un balón salvado bajo palos, una anticipación a Cesc en un mano a mano y un gol de cabeza permite al Real Madrid seguir vivo en la eliminatoria. Porque su imponente figura surgió cuando el Barcelona tenía noqueados a los blancos, en la lona tras el tanto inicial de Cesc y mareados por la precisión azulgrana en el toque. Fueron los minutos en los que más se reflejó la distancia entre ambos en Liga, en los que más desequilibrado estuvo el encuentro, en general bastante igualado. Cada uno mostró sus mejores argumentos, con ocasiones suficientes para marcar más goles e irse del Bernabéu con un mejor resultado.

Con Diego López en la portería, Carvalho en la defensa y Callejón en la banda afrontó Mourinho el desafío. Así se permitia buscar más arriba al Barcelona. Y le funcionó durante varias fases en las que a los pupilos de Tito Vilanova les costó salir con el balón jugado. Entre ellas los diez primeros minutos, cuando una falta de Cristiano avisó al Barcelona de que pese a las incontables bajas, el Real Madrid presentaría mucha oposición. Superado el primer cuarto de hora se empezaron a encontrar Iniesta, Xavi, Cesc y Messi, que con sus pases hicieron recular al rival. Tuvo una ocasión el Barcelona en botas de Jordi Alba y dos en las de Xavi. El mediocentro se topó con el larguero y después con Varane, que rectificó el clamoroso error en la cesión de un errático Carvalho.

Pero la presión del Real Madrid creaba problemas al Barcelona en la salida de balón, y de ahí surgieron varias pérdidas que acabaron en el área de Pinto. Así, Benzema remató al lateral de la red, Callejón falló un control cuando encaraba la portería y luego un atento Dani Alves se anticipó a Cristiano. En la reanudación volvió a asustar Benzema, pero entonces llegó el gol de Cesc que noqueó al Madrid. Callejón se anticipó bien, pero su despeje cayó a los pies de Messi y habilitó a Cesc, que definió de tiro cruzado ante Diego López.

Era el momento del Barcelona, que durante un buen rato bailó en el Bernabéu ante un rival partido en dos. Apareció Varane para evitar un mano a mano de Cesc, se equivocó el linier señalando un fuera de juego a Messi cuando se quedaba solo, y también Pedro rematando desviado con toda la portería para él. Reclutó Mourinho a Modric e Higuaín, y se reconoció de nuevo el Madrid con varios contragolpes marca de la casa. Piqué, tan decisivo como en la primera mitad Dani Alves, se anticipó en boca de gol a Cristiano, que antes remató fuera de forma inexplicable un centro de Essien. Tímidos frente a la portería Cristiano y Messi, fue Varane quien se puso el traje de goleador al cabecear un centro lateral. Le dio tiempo al Barcelona de corregirse, pausar el ritmo cuando se presagiaba una oleada blanca, e incluso disfrutar de otra oportunidad en la que Jordi Alba encontró la respuesta de Diego López. Un final con el que hasta el debutante se fue con motivos para sonreír. Como todos.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba