SPORTYOU

Archivo
19 de junio de 2024 19/06/24

Golf

Jordan Spieth, el heredero de Tiger Woods

Jordan Spieth pasó este domingo a la historia del deporte al imponerse en el Masters de Augusta con 21 años, 8 meses y 16 días. Sólo hay otro golfista que lo haya hecho a una edad más temprana, un ‘tal’ Tiger Woods, que lo hizo en 1997 con 21 años, 3 meses y 28. «Voy […]


13 de abril de 2015 - Sportyou



Jordan Spieth pasó este domingo a la historia del deporte al imponerse en el Masters de Augusta con 21 años, 8 meses y 16 días. Sólo hay otro golfista que lo haya hecho a una edad más temprana, un ‘tal’ Tiger Woods, que lo hizo en 1997 con 21 años, 3 meses y 28. «Voy a dormir con ella esta noche», decía sonriente Spieth mientras acariciaba a la fémina más deseada en el Augusta National esta semana: la chaqueta verde que ya estuvo a punto de conseguir en 2014.

En este 2015, su segunda participación en el major más importante del mundo, ha conseguido confirmar los que ya veían en él a un heredero natural de un Tiger Woods en horas bajas. Precisamente el ‘tigre’ es el mejor espejo en el que puede mirarse. Spieth, texano de nacimiento, acabó con 270 golpes en la tarjeta, 18 bajo par, lo que supone igualar la mejor actuación lograda en este torneo, precisamente por Tiger. Ya al final del segundo día iba a ritmo de récord: 130 goles en dos días, la mejor cifra de la historia. Al día siguiente, 200 golpes en 54 hoyos. Otra vez el mejor resultado de siempre, que completó con un total de 28 birdies, récord del torneo.

La derrota del año pasado ante Bubba Watson fue un soberbio palo para él, pero incluso de aquella experiencia sacó provecho. «Creo que me ayudó. Durante todo el año he pensado en el Masters 2014 y eso ha hecho que llegue a esta edición con más hambre todavía. Además, aquella experiencia me ha ayudado a gestionar mejor los momentos de presión que he vivido en las dos últimas jornadas», afirmaba. Y es que sobre sus hombros recayeron en estos días la presión de quien le ve como la mayor promesa del golf estadounidense, en clave de Ryder Cup.

Ahora, Jordan podrá dedicarle su victoria a su hermana Ellie, de 14 años, aquejada de una enfermedad neurológica. «No he podido hablar con ella, pero cuando la llame seguro que me pide que la lleve algo», bromeaba en la sala de prensa.

Temas relacionados: ,
Volver arriba