Archivo
21 de mayo de 2019 21/05/19

Fútbol

El delantero que traficaba con personas

Ismael Maruja

La AD Ceuta prescinde de Ismael Abdelah, condenado por transportar a inmigrantes a la Península aprovechando los desplazamientos del equipo


30 de mayo de 2017 Bruno Cabras - Sportyou

La AD Ceuta ofreció este sábado una lista con cinco bajas para la próxima temporada. La noticia no habría saltado a los medios nacionales de no ser porque uno de los jugadores que no continuarán en el equipo es Ismael Abdelah, que además de marcar goles aprovechaba su pertenencia al equipo para practicar el tráfico de inmigrantes. El jugador fue condenado, mediante sentencia de conformidad, a seis meses de cárcel por un delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros, así como a cuatro meses de cárcel y 120 euros de multa por un delito de falsedad documental.

Abdelah, de nombre futbolístico Ismael y apodado ‘Maruja’, de 23 años, fue detenido dos semanas atrás junto a otros dos acusados, una mujer de 32 años y un hombre de 34, al regreso de un viaje a Huelva, donde la AD Ceuta se enfrentó al filial del Recreativo en la última jornada de Liga en Tercera División. El club se apresuró a apartarlo “hasta que haya una sentencia firme y se esclarezcan los hechos”.

En enero, la Unidad de Redes contra la Inmigración (UCRIF) había abierto una investigación sobre una posible organización. Todo se precipitó en otro viaje en barco del equipo, a Algeciras, donde jugó el 2 de abril. Un miembro del cuerpo técnico de la AD Ceuta se percató de la presencia de un joven marroquí a quien no había visto antes pero vestía el chándal del equipo, como un jugador más. Se trataba de un joven marroquí que acabó declarando ante el juez que aquel era el modus operandi de Ismael: embarcar a los inmigrantes junto a la expedición para tratar que pasaran desapercibidos.

En un primer momento, Ismael achacó su detención a una “mano negra”, según explicó al diario ‘El Faro de Ceuta’. En su versión de los hechos, le habían robado el chándal del equipo y no conocía de nada al polizón. Tras declarar y quedar en libertad con cargos, compareció ante los medios con un rostro y un discurso bien distintos: visiblemente afectado, reconoció su participación en la trama, aunque se excusó diciendo que “tenía miedo” y había actuado “amenazado”. El club puso una tutora a su disposición, para hacer un seguimiento de su conducta y supervisar sus trabajos sociales, aunque ahora ha decidido apartarlo.

Comunicado de Ismael ‘Maruja’ from Ceuta Deportiva on Vimeo.

Temas relacionados: ,

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba