SPORTYOU

Archivo
7 de agosto de 2020 7/08/20

LaLiga Santander

El Real Madrid supera al Granada sufriendo y acarician LaLiga

Los blancos serán campeones el jueves si ganan al Villarreal y, si no, al Leganés el domingo


13 de julio de 2020 - Sportyou

El Real Madrid ha asestado un golpe casi definitivo y por la vía rápida a LaLiga en el Nuevo Los Cármenes. En apenas cuarto de hora resolvió un encuentro en el que han logrado su novena victoria consecutiva (mejor racha de la temporada) con mucho más sufrimiento final que inicial, y tienen a tiro el campeonato: lo serán este jueves si ganan al Villarreal. El marcador final, X-X.

Apenas tardó cinco minutos Mendy en sorprender a Rui Silva. El lateral se vistió de Roberto Carlos para coger el balón en la frontal, aprovechar su velocidad para plantarse en dos zancadas en el pico del área pequeña y fusilar por toda la escuadra el 0-1. Su primer gol de blanco, esta vez de verde.

Cinco minutos después, el líder del equipo, Karim Benzema, comenzó su recital. El francés culminó una gran contra del Real Madrid, conectando con Isco, y tras marear a Víctor Díaz, puso el balón pegado al segundo palo ahí donde el portero no llegaba. Aún antes del descanso obligó a una gran palomita de Rui Silva para evitar el 0-3.

Nada más volver de vestuarios, el Granada mandó un aviso serio como advertencia al cambio de guión. Un error de Casemiro en el centro del campo fue aprovechado por Carlos Fernández para ceder a Darwin Machís y este, viendo que la defensa madridista no estaba bien colocada, fulminó a Courtois para acabar con la imbatibilidad del belga que duraba ya seis encuentros.

El tanto dio aire al Granada, y el Real Madrid empezó a sentirse muy incómodo. Isco falló un balón claro en la frontal, lo que unido a su poca aportación hizo que Zidane moviera el banquillo. Asensio salió por el malagueño, y Rodrygo por Fede Valverde, en una búsqueda de recuperar el control del juego.

En el minuto 80, una melée en el área muy discutida estuvo a punto de meter en un problema al Madrid, balón quitado a Courtois de las manos incluido, pero al final se quedó en un susto. El belga tuvo que lucirse a los cinco minutos, ayudado por un Sergio Ramos que sacó un rechace bajo palos. Gil Dias perdonó, incomprensiblemente, a puerta vacía a continuación. A los blancos se les hizo eterno el final de partido.

Temas relacionados: ,
Volver arriba