SPORTYOU

Archivo
12 de diciembre de 2019 12/12/19

Opinión

Opinión

Gatillazo en el Inter-Barça


  • 17 de septiembre
    de 2009
  • Quim Doménech

Decepcionó el Inter. Aunque el Barça también. Todo el mundo coincide en que el equipo azulgrana –ayer mango brillante- fue superior. Juega de forma mecánica, con unos movimientos que salen de memoria y que encuentran su centro de mandos en Xavi, a quien hoy se rinden todos los medios de comunicación italianos. Marca el tempo del partido, gestiona el ritmo y asiste viendo espacios mucho antes que los defensas y que sus propios compañeros. Uno de ellos, Henry, estuvo ayer como para pensarse su retirada. Le falta velocidad, remate y sólo sabe quejarse y ver tarjetas absurdas. Y encima raja tras el partido porque Guardiola le había cambiado: “Miré a los ojos de Maicon y estaba muerto. Podía superarle”. Habemus rabieta y justificación absurda tras un mal partido.

En el duelo entre Eto’o e Ibra, el sueco estuvo fallón mientras que Samu no tuvo opción ni de fallar. El Inter apenas pisó el área del Barça y el nueve interista juega demasiado alejado de esa zona en detrimento de Diego Milito.

Lo mejor, el ambiente. Entendí por qué el Giuseppe Meazza es también conocido por la catedral del calcio. La hinchada del Inter anima desde una hora antes del inicio, muestra pancartas con largos mensajes (a destacar: “Messi: tu admiración nos halaga”) pero también se enfada cuando su equipo falla y reprocha la falta de concentración e intensidad a los suyos. Un ejemplo de afición que se echa de menos en muchos campos de la Liga –empezando por el Camp Nou, donde hay encuentros que parece más el teatro Liceu-.

Al Barça le faltó marcar. Ambición por llevarse el partido. Si me dicen que habían firmado un pacto de no agresión, me lo creo. En una eliminatoria de octavos, seguramente el Barça habría ganado el encuentro.

Bueno, quizá también lo habría ganado ayer si Stark no hubiera pasado por alto las manos clarísimas de Stankovic dentro del área. Pero hasta el árbitro pareció encontrarse satisfecho con el 0-0. Demasiados abrazos. (Laporta-Moratti, Etoo e Ibra-ex compañeros, Mourinho-Guardiola…). Suerte que esto acaba de empezar.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba