SPORTYOU

Archivo
21 de septiembre de 2020 21/09/20

General

El Madrid descifra por fin al Regal Barça

68-61 fue el resultado del primer partido de la serie. 63-70 ganó el Real Madrid en el segundo asalto. Al Regal Barça le sale una media de 65 puntos por partido, impensable hace sólo una semana, para un equipo que defiende muy bien pero que aprovecha todo el talento individual del que dispone para anotar […]


25 de marzo de 2010 Daniel Cana - Sportyou

68-61 fue el resultado del primer partido de la serie. 63-70 ganó el Real Madrid en el segundo asalto. Al Regal Barça le sale una media de 65 puntos por partido, impensable hace sólo una semana, para un equipo que defiende muy bien pero que aprovecha todo el talento individual del que dispone para anotar de manera muy fluida en tiempos rápidos de posesión.

Pero el Madrid lo ha conseguido. Ha tenido que perder la Supercopa ACB, ser barrido en el partido liguero en Vistalegre, casi humillado en la reciente final de la Copa del Rey y ceder por agotamiento en el último cuarto del primer partido para descifrar a su potente rival. O al menos, para despojarle de su estilo. El Barça no pareció hoy aprender de la lección del pasado martes. No creo que Messina, un sabio de este deporte, disfrute con la propuesta actual de su equipo. Pero está obligado a utilizarla. El premio, la Final Four de París, es demasiado importante como para no anteponer el fin a los medios. Posesiones largas, cuerpo a cuerpo, sobrecarga de juego interior y de rebote ofensivo. El Barcelona ni lo supo interpretar hace dos días ni mucho menos este jueves. No fue un equipo permeable a la táctica del rival. Decidió, como en la etapa reciente de Ivanovic en el banquillo, morir con el triple. 5/25 tenía como antecedente del primer partido. Lo típico: “Es imposible que el Barça tenga dos días seguidos tan malos desde el perímetro”: pues 6/23 hoy. Y cuando decidió asumir la falta de puntería, su juego interior y ataque estático resultaron lentos, sin ideas y fáciles para la defensa madridista, con un horrible 13/34 en tiros de campo.

El Madrid ha jugado igual los dos partidos, sin casi tiro exterior pero logrando imponer su ritmo. Además, hoy Messina añadió mayor presencia de Bullock, que creó muchos más problemas a la defensa azulgrana de lo que dicen sus 5 puntos. Y por supuesto Tomic, igual de indefendible como lo fue Mickeal en la victoria barcelonista.

Una eliminatoria de este formato, tan concentrada en el tiempo, a veces consigue que los equipos no se muestren tal y como son en realidad. Si no, a ver cómo explicamos que Navarro lleve 0/10 en triples, Basile 2/13 o que Ricky sea incapaz de leer lo que necesita el ataque de su equipo, empeñado en penetrar sin buscar oportunidades de tiro para sus compañeros; dentro de su proceso de aprendizaje, tiene una buena oportunidad observando a Prigioni, vital para los suyos sobre todo en el último cuarto cuando el Barça apretó e intentó repetir la remontada del primer día.

Que uno de los tres mejores equipos europeos acabe tirando a fallar tiros libres como mejor opción para ganar un partido, a más de dos minutos del final, resulta sorprendente. Debe exigírsele más alternativas. Y necesitará ponerlas en práctica en los partidos de Vistalegre para no convertirlos en el agónico goteo de puntos que está proponiendo el Madrid. Por ejemplo, darse cuenta de que aún juega con ellos un chico llamado Fran Vázquez (16 y 23 minutos en cada choque), que en los partidos anteriores resultó, por su movilidad cerca y por encima del aro, incontenible para los más lentos pívots del Madrid. Así, la serie podría encaminarse a un quinto partido, a lo que parece abocada.

Volver arriba