Archivo
15 de noviembre de 2018 15/11/18

General

El Liverpool asalta Stamford Bridge

Levantó la cabeza y asistió en largo. El fenomenal pase de Charlie Adam lo recibió Glen Johnson en tres cuartos de campo, regateó a Ashley Cole y definió con la izquierda ante la salida de Cech. Era el segundo gol del Liverpool, el tanto que daba la victoria (1-2) a los reds en su complicada […]


20 de noviembre de 2011 - Sportyou

Levantó la cabeza y asistió en largo. El fenomenal pase de Charlie Adam lo recibió Glen Johnson en tres cuartos de campo, regateó a Ashley Cole y definió con la izquierda ante la salida de Cech. Era el segundo gol del Liverpool, el tanto que daba la victoria (1-2) a los reds en su complicada visita a Stamford Bridge. Locura y emoción en la celebración, rozando el minuto noventa del encuentro, algo lógico después de sumar siete partidos sin conocer la derrota habiendo jugado contra el Manchester United o Chelsea.

Los de Kenny Dalglish iniciaron el encuentro con un once con caras nuevas. Entró Bellamy por detrás de Luis Suárez y Maxi en el volante derecho. Villas-Boas no alineó ni a Meireles ni a Fernando Torres. Con mucha posesión, el Chelsea apenas creaba peligro y no disparó entre palos en toda la primera parte. Un mal control de Mikel propició una bonita combinación entre Luis Suárez, Bellamy y Maxi que este último terminó por mandar a la red. En la segunda parte, los locales activaron a Mata. El técnico luso quitó a Mikel y colocó al internacional español en la mediapunta -en lugar de en el extremo- y empezó a participar entre líneas.

Con este cambio, el Chelsea comenzó a llegar y empató el partido por medio de Sturridge. Dalglish tuvo que responder y quitó a Bellamy para introducir a Henderson, que taponó la salida central del Chelsea (Lampard) y propició que Lucas pudiera centrarse en Mata, el peligro local. Después de que Glen Johnson fuese constantemente atacado por su banda, firmando un encuentro mediocre, fue él mismo quien decidió el partido. A punto de pitar el final y sin tiempo para reacción del Chelsea. La entrada de Fernando Torres y Meireles no fue suficiente. El Liverpool había conquistado Stamford Bridge.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba