SPORTYOU

Archivo
19 de noviembre de 2019 19/11/19

Fútbol

El futuro de LaLiga se decidirá en los próximos 5 días

El juez debe decidir entre conceder medidas cautelares y mantener los horarios o dar la razón a la Federación y dejar en incógnita el inicio de LaLiga


7 de agosto de 2019 - Sportyou

El juzgado de lo Mercantil número 2 de Madrid acoge este miércoles la vista que puede decidir el futuro de LaLiga. La RFEF se opone a disputar encuentros los viernes y lunes, en contra de la postura de los clubes de la Liga y el conflicto ha terminado en la justicia ordinaria.

Sin la presencia de los dos presidentes de los entes protagonistas, Luis Rubiales y Javier Tebas. el juez Andrés Sánchez Magro debe decidir si existe una vulneración de las reglas de libre competencia por parte de la RFEF, el principal argumento al que se acoge LaLiga al entender que está perjudicándoles al no permitir los encuentros de viernes y lunes. Se cifra dicho daño en unos 2.000 millones de euros en concepto de derechos de televisión.

Durante un receso del juicio, se informó de que Sánchez Magro no publicará una resolución este mismo miércoles, sino que se hará pública en un plazo máximo de cinco días.

La resolución puede tener dos vías posibles: conceder medidas cautelares, medida favorable a LaLiga, con lo que se mantendrían los horarios de viernes y lunes, o ceder ante las presiones de la RFEF, revolucionando todos los horarios establecidos para las tres primeras jornadas de la competición.

Uno de los testigos aportados por LaLiga fue Jaume Roures, presidente del grupo multimedia de comunicación Mediapro, que aseguró que no jugar partidos ligueros los viernes y los lunes perjudicaría al aficionado.

Tras esto, el presidente de Mediapro contestó al abogado de la RFEF asegurando que sus palabras “no vienen a definir mi negocio, sino que el fútbol funcione como debe funcionar” e insistió en que si se suprimen los partidos de Primera y Segunda División los lunes y los viernes significaría una pérdida para el negocio televisivo ya que “los operadores empezarían a negociar los contratos a la baja a partir de un 30 por ciento”.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba