SPORTYOU

Archivo
14 de enero de 2021 14/01/21

Opinión

Opinión

El entorno de Cruyff y el ruido externo de Zidane


  • 15 de enero
    de 2021
  • Iñaki Cano

Decía Johan Cruyff que el entorno era peligroso e interesado. Johan hizo popular en los años 90 aquello del entorno. Entonces los que se creían dueños del barcelonismo según Cruyff, eran los del entorno que siempre aparecían para atacarle, en las malas rachas su trabajo y el de sus jugadores. Las luchas de poder del barcelonismo eran los del entorno que con declaraciones fuertes le intentaban desbancar de un trono del que no se quería bajar aunque el entorno le empujase a rabiar. Aquel entorno, es el mismo que ahora Zinedine Zidane define como el ruido externo. Es decir las críticas que no le alaban ni a uno ni al otro. Sólo espero que con el tiempo Zidane no quiera adueñarse del ruido externo como Cruyff hizo con el entorno para atacar todo lo azulgrana que no le gustaba.

Cuando el ruido externo le doraba la píldora a Zidane por lo bien que funcionaba el equipo o por las Champions que ha ganado, ni lo nombraba. Ese ruido externo/entorno, es el mismo que le felicitó y aplaudió cuando ganaba. El ruido externo siempre es molesto cuando los sonidos chirrían en los oídos de quien los escucha cuando no le dicen aquello de «que bueno eres». El entorno/ruido externo, del final de la pasada campaña cuando el Madrid ganó LaLiga y se le ovacionó por lo compacto que era el equipo dirigido por el mismo Zidane que empató en Pamplona por el ¿estado del campo y del avión? y del que no podrá jugar la final de la Supercopa. ‘La Leyenda’ una vez más intenta señalar a sus jugadores porque no son capaces de entrar bien a los partidos y regalan veinte de los noventa minutos. Supongo que algo de culpa tendrá él. Lo que sucede es que cuando se gana el ruido externo casi ni se oye y si se escucha se sacan un par de Champions de la vitrina y se calla al ruidoso externo de turno.

A Zidane como a Johan Cruyff no le gustan las críticas. Cuando Johan ganó aquellas Ligas de Tenerife o la de A Coruña, el entorno no le molestaba aunque fueran los mismos que le cantaron las verdades del barquero con sus excentricidades. Zidane no quiere reconocer que el ruido externo siempre está ahí pero unas veces, el sonido es melodía y en otras parece que las notas las toco yo que el piano sólo lo toco para limpiar el polvo que hay en la tapa.

Cuando Zidane no puede decir lo que debería se muestra muy tenso, arruga la comisura de los labios y no se le ven los dientes blancos de su hermosa sonrisa y sin culpar al entorno, avisa de que vendrá el ruido externo pero el equipo y él, harán oídos sordos para que no les rompan la zona de confort en la que viven los ganadores. Pero como ellos mismos dicen: «a veces se pierde y otras se gana». Pues eso digo yo. El entorno siempre está pero cuando de verdad lo notaba Cruyff era cuando no ganaba y le atacaban por intereses pseudobarcelonistas. A Zidane, el ruido externo de las criticas le molesta más que las bocinas de fiesta en La Cibeles y ya le digo yo señor Zidane, que el ruido externo de Málaga es el mismo que el de Milán, Gales o Kiev pero con distintos collares/ruido/entorno.

Temas relacionados: , ,
Volver arriba