SPORTYOU

Archivo
28 de septiembre de 2021 28/09/21

Champions League

El Chelsea levanta la segunda Champions de su historia gracias a Havertz

El gol del centrocampista alemán, que fue el MVP del partido, le da a los londinenses el segundo título de su historia


29 de mayo de 2021 - Sportyou

El Chelsea se hace grande ante el Manchester City y se proclama campeón de la Champions League tras imponerse a los de Guardiola por 0-1 tras un gol de Havertz. El alemán fue el mejor de los suyos dejando constantes detalles de su calidad y generando peligro en cualquier momento. Duro palo para los ‘cityzens’ que se les escapa su gran objetivo en la primera final de su historia.

El equipo de Guardiola salía sin mediocentro ni delantero, en el enésimo experimento táctico del técnico catalán. Eso no le quitó personalidad a los suyos, que comenzaron el partido con mucha intensidad en la presión y sin miedo de tener que defender.

Por su parte, los blues salieron a hacer lo que mejor saben, aprovechando cualquier resquicio y despiste del City para generar peligro. De hecho, así llegaron sus primeras llegadas con claridad a la portería de Ederson. Comenzó Havertz, con una jugada individual que no inquietó en exceso al brasileño.

El alemán volvería a percutir en una jugada por el lado contrario cediendo para Werner, solo en el área, y que terminó rematando al aire para desperdiciar la ocasión. La respuesta del City, prácticamente igual: jugada por banda izquierda que no se consigue rematar para hacer crecer la tensión en el encuentro.

Werner, que esta temporada está completamente cegado de cara a puerta, no cambió su tendencia en la final. Rondando el cuarto de hora del partido, el delantero volvió a tener una ocasión muy clara para abrir el marcador. Pese a que esta vez si logró rematar otra excelsa jugada de Havertz, el disparo fue detenido por Ederson.

Conforme fueron avanzando los minutos se calmaron los ánimos… pero de manera momentánea. El partido bajó en revoluciones pero seguían llegando las ocasiones claras. La mejor la tuvo el Manchester City, en una jugada en la que Foden se quedaba solo contra Mendy, pero un Rudiger imperial que apareció en escena cortó el disparo de la joya inglesa en el último momento.

El Chelsea sufriría un duro varapalo a diez minutos del descanso con la lesión de Thiago Silva, que no pudo continuar por dolencias en el muslo y terminó siendo sustituido por Christiensen.

No obstante, el golpe real lo darían los ‘blues’ a pocos minutos del descanso con una jugada de los dos protagonistas de su temporada. Un pase flitrado letal de Mount rompiendo la defensa del City dejaba solo a Havertz contra el portero al que regateó para luego batir la portería rival a placer y darle la ventaja al Chelsea en la primera mitad.

Tras la reanudación, ninguno de los dos equipos lograba dominar el control del balón y cuando lo hacían, poco les duraba por sus imprecisiones.

Las cosas no mejorarían para los de Guardiola, perdiendo a su mejor jugador, Kevin De Bruyne. El belga fue el que quedó peor parado tras un duro choque con Rudiger que le dejó noqueado y un ojo morado. El mediapunta, que no estaba teniendo una actuación destacada, se marchó llorando.

Tras unos minutos con el juego parado, los ‘cityzens’ reclamaron un penalti por mano, en una jugada que Mateu Lahoz vio a la perfección y no concedió. El remate de Sterling golpeó primero en el pecho y luego en el brazo de James.

Comenzó la avalancha sobre la portería de Mendy a algo menos de media hora para el final del encuentro… y saboreó el empate el equipo de Manchester. Azpilicueta fue el primero en vestirse de héroe cortando un pase de la muerte de Mahrez que esperaba en el segundo palo Gundogan para empatar el encuentro. Más tarde, el español dio el susto quejándose de un dolor en la rodilla que terminó siendo solo un golpe.

En el otro lado, tuvo la sentencia Pulisic, en una contra en la que se quedó solo contra Ederson, pero la presión de Ruben Dias hizo que el estadounidense, el primero de su país en disputar una final de Champions, mandase su disparo fuera.

Seguía insistiendo el City pero no lograba ver puerta. Gabriel Jesus, que entró en la segunda mitad tuvo la ocasión tras un centro raso de Sterling, pero el brasileño no logró conectar de tacón con la pelota.

Tuvo otra opción de empatar en el 89 el equipo celeste, de nuevo, en un balón cruzado en el que la inconsistencia de la defensa rival le volvió a otorgar opciones, pero ni Foden ni Mahrez lograron finalizar, manteniendo el resultado igual.

No obstante, ese fue el único problema en defensa del Chelsea, que como se mostró muy cerrado y seguro durante prácticamente todo el partido. Hizo su tarea anotando su gol y supo aguantar como equipo para neutralizar al City y lograr alzar la segunda Champions League de su historia.

Temas relacionados: , ,
Volver arriba