SPORTYOU

Archivo
10 de julio de 2020 10/07/20

General

El Barça Regal alcanza la final frente a un gran Real Madrid

El Barça Regal jugará la final de la Supercopa Endesa contra el Caja Laboral tras superar al Real Madrid por 74-70 en un partido muy duro y en el que a falta de cinco minutos para el final, los hombres de Pablo Laso ganaban de cinco. Jaycee Carroll fue un vendaval en la faceta ofensiva […]


30 de septiembre de 2011 Jordi Casamayor - Sportyou

El Barça Regal jugará la final de la Supercopa Endesa contra el Caja Laboral tras superar al Real Madrid por 74-70 en un partido muy duro y en el que a falta de cinco minutos para el final, los hombres de Pablo Laso ganaban de cinco. Jaycee Carroll fue un vendaval en la faceta ofensiva y con 14 puntos acabó como el máximo anotador de su equipo, empatado con Pocius, otro nuevo fichaje que deslumbró a un altísimo nivel.

Los hombres de Xavi Pascual dominaron hasta el final del segundo cuarto y no volvieron a despertar hasta los últimos cinco minutos de partido con una defensa asfixiante. Navarro no estuvo nada acertado, lo falló todo desde la línea de triple (0/6), pero con sus 12 puntos acabó siendo providencial en la victoria culé al culminar diversos contraataques con bandeja. Erazem Lorbek fue el máximo anotador del partido con 15 puntos y sus tiros libres (6/6) fueron básicos para concretar la remontada.

Pablo Laso supo reaccionar a la inoperancia de su equipo con una defensa que sorprendió al conjunto azulgrana. Gracias a ella pudieron robar diversos balones, culminar contraataques y romper el ritmo de juego de su rival. A partir del final del segundo periodo, el partido fue cambiando de dueño y los madridistas se hicieron con el control de la situación hasta conseguir un parcial de 4-17 en el tercer cuarto.

Se llegó al último periodo con 58-52 a favor de los merengues y a falta de cinco minutos (65-60) la diferencia seguía siendo favorable pero sobre todo lo eran las sensaciones. El Barça iba a remolque, no cuidaba el rebote defensivo y en ataque no escogía bien las situaciones de tiro. Con todo esto, el Madrid no supo aprovechar la excelente oportunidad y acabó perdiendo tras estancarse en la faceta ofensiva y fallar siete ataques consecutivos.

El Barça Regal no tenía el día, aún le falta ajustar las nuevas piezas, pero aún así ganó a su eterno rival. El Madrid se puso nervioso y tanto Llull como Rodríguez no dieron la talla en los minutos finales. El equipo resintió la escasa claridad de sus bases y lo acabó pagando con la derrota.

Ahora nos espera otra final más entre Caja Laboral y Barça Regal, otro clásico de nuestro baloncesto.

Volver arriba