SPORTYOU

Archivo
7 de diciembre de 2019 7/12/19

General

El Barça, campeón tras una final histórica

Con mucho sufrimiento y trabajando durante los 40 minutos de partido, el FC Barcelona Regal ganó este sábado la Liga Endesa después de derrotar al Real Madrid por 73-69 en un emocionante encuentro que no se rompió definitivamente hasta la conclusión, dado el intercambio de parciales que se sucedió a lo largo de toda la […]


16 de junio de 2012 Francisco de Haro - Sportyou

Con mucho sufrimiento y trabajando durante los 40 minutos de partido, el FC Barcelona Regal ganó este sábado la Liga Endesa después de derrotar al Real Madrid por 73-69 en un emocionante encuentro que no se rompió definitivamente hasta la conclusión, dado el intercambio de parciales que se sucedió a lo largo de toda la contienda. Pese a sus aparentemente discretos 10 puntos y 6 rebotes en el definitivo partido, el esloveno Erazem Lorbek fue elegido MVP de la final, después de resultar clave en los momentos cuando más quema la pelota.

De esta forma, el equipo catalán impidió el primer doblete merengue Liga-Copa desde 1993 y se alzó con su decimoséptimo entorchado liguero. Asimismo, puso fin a una curiosa ‘maldición’ que se mantuvo durante las anteriores 11 campañas, donde el campeón siempre había perdido un encuentro con el Asefa Estudiantes en temporada regular.

Ya de entrada, Pablo Laso intentó romper el guion del partido, alineando en el cinco inicial a Carroll y Mirotic en detrimento de Singler y Velickovic. No obstante, ello no salvó al cuadro merengue del desacierto durante los primeros instantes, donde tampoco los pupilos de Xavi Pascual se mostraron certeros. De hecho, tuvieron que pasar casi dos minutos y medio para que el propio Mirotic inaugurara el marcador, justo después de que Navarro se viera obligado a sentarse en el banquillo tras cometer dos personales en apenas 97 segundos.

Con las defensas algo más desbordadas, ambas escuadras comenzaron tímidamente a intercambiar canastas, hasta que una pequeña racha de 5-0 propiciada por Wallace y Eidson obligó a Laso a pedir tiempo muerto (14-10). Sin embargo, este ‘parón’ no resultó de demasiada utilidad para los visitantes, quienes no vieron reducida su desventaja al final del primer acto (16-12), que se cerró con una canasta de Vázquez aprovechando un incomprensible desmarque en la pintura.

En el comienzo del segundo cuarto el Barça amenazó con despegarse en el luminoso, merced a un parcial de inicio de 8-4 que situó a los locales ocho puntos arriba (24-16). Nada más lejos de la realidad, pues a continuación el Madrid contestó con contundencia para voltear el resultado. Bien movidos por Sergio Rodríguez, los visitantes lograron un tremendo 2-14 que llevó el nerviosismo a la grada del Palau, hasta que emergió la figura de Juan Carlos Navarro y después la de Fran Vázquez. Cinco tantos consecutivos del escolta y otros ocho seguidos del de Chantada impulsaron una nueva racha de 13-4, que permitió a los blaugranas irse al descanso dominando por cinco (39-34).

Tras el receso, dos canastas del pívot gallego y de Mickeal volvieron a poner en jaque al cuadro merengue, rescatado por Carroll desde el 6,75 cuando los suyos se encontraban al borde del abismo. Durante gran parte del tercer periodo, los de Pablo Laso estuvieron ‘haciendo la goma’ para no perder sus opciones, aunque acabaron encajando un parcial de 10-2 que les dejó las cosas muy difíciles a falta de 10 minutos para la conclusión (56-47). Un marcador en el que mucho tuvo que ver el propio Pete Mickeal, quien con ocho tantos en este acto volvió a recordar a aquel jugador que destrozó el proyecto de Ettore Messina en la casa blanca.

Pero cuando el Barça parecía tenerlo muy encarado, una nueva racha -otra más- de 0-6 apretó el encuentro (56-53), para desesperación de un Xavi Pascual que respiró después con cuatro puntos seguidos de Lorbek. No obstante, poco duró la alegría para los catalanes, pues dos tantos de Felipe Reyes y un triple de Carroll -tras tres tremendos rebotes ofensivos del cordobés- dejaban aún todo abierto cuando restaba solamente un minuto (64-62).

Entonces, una canasta providencial de Mickeal, un fallo de Singler y dos tiros libres convertidos por Lorbek parecían dictar sentencia, pero dos triples seguidos de Carroll y el mismo Singler se empeñaron en mantener la emoción. En el carrusel de tiros libres, el Barça acabó decantando la balanza a su favor. A falta de dos segundos, Sergio Rodríguez anotó uno y falló otro a propósito, pero lo que pretendía acabar en rebote ofensivo finalizó el personal en ataque y ahí murió un batallador Real Madrid.

Al final, 73-69 y fiesta en el Palau, con Lorbek coronado como mejor hombre de la serie justo cuando su futuro parece más lejos de Barcelona y próximo a los Spurs de la NBA.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba