Archivo
26 de mayo de 2018 26/05/18

Pilotos

Los 7 consejos de Fernando Alonso para jóvenes pilotos

El piloto asturiano recomienda a los chavales que empiezan en qué puntos deben fijarse más, siempre bajo la premisa de que deben divertirse


29 de marzo de 2018 - Sportyou

Fernando Alonso es uno de los más veteranos de la parrilla de Fórmula 1. Por edad, de hecho, es el segundo mayor, con 36 años, sólo superado por Kimi Räikkönen (38 años). Por eso es una figura muy respetada en el mundo del automovilismo, especialmente entre los que están empezando.

Durante la pasada disputa de las 24 horas de Daytona, el asturiano grabó para el portal ‘safeisfast.com’ siete consejos que le daría a los jóvenes que quieren llegar a la Fórmula 1:

1º. Divertirse

“El consejo que siempre le doy a los jóvenes pilotos y a los de karting es que tienen que divertirse. Veo muchos pilotos de karting que se divierten, pero es más la emoción de los padres, y cuánta presión tienen, cuánto le gusta al padre la carrera y la presión que le pone al chico. Al final del día, empiezas a no ver lo divertido, porque tu padre no está contento, que te pregunta cosas que no hiciste en esa carrera… Eso es lo peor que puede pasar. Lo primero de todo es que esto es un deporte y tienes que divertirte. Si los resultados tienen que llegar, llegarán porque tiene el talento y es su momento, no porque le pongas un 100% de presión sobre el niño. Es sólo divertirse. La primera norma: divertirse”.

2º. Empezar con karts

“El karting es la mejor escuela para todas las categorías. Son carreras puras cuando compites en karts, especialmente cuando ruedas con poco agarre o en mojado. Ahí tus habilidades se desarrollan mucho más rápido. Correr tan pegados uno a otro tienen luego importancia cuando luego corres en monoplazas, porque normalmente en el karting tienes mucho contacto, muchos adelantamientos y ese tipo de estrategias, movimientos defensivos y cosas así luego han sido muy importantes en monoplazas y en toda mi carrera”.

3º. Perfeccionar el paso por curvas rápidas

“Las curvas de alta velocidad son pura adrenalina para un piloto. Las curvas a baja velocidad no es que no nos gusten, pero son lo más fácil: frenas lo más tarde posible, giras y aceleras lo antes posible. Las curvas de alta velocidad te piden ciertas habilidades. Necesitas confianza en el coche, en tu máquina, comprometerte con la curva, no tienes que tener miedo… Yo a veces incluso cierro un ojo y piso el acelerador. Suelo pilotar con una visera oscura porque cuanto menos ves, más rápido vas”.

4º. Practicar adelantamientos

“Depende a qué piloto vayas a adelantar y de su trazada en la curva. Es una buena estrategia siempre esperar dos o tres vueltas y estudiar sus trazadas,y después tener claro cuáles son las tuyas. Puedes ir por el exterior porque tienes más espacio para frenar más tarde, más espacio en pista… Pero también tienes que tener claro el agarre que hay, que no haya virutas y otras cosas que puedan interferir en las maniobras. A veces intentas confundir al piloto que llevas enfrente, y te vas hacia el interior o el exterior y después cambias de trayectoria y te vas a muerte a por esa línea. A veces necesitas suerte, porque si el otro que llevas delante no entiende esa maniobra, quizá os tocáis y es el final de carrera para ambos”.

5º. Hacer salidas inmejorables

“Las salidas requieren calma, aunque parezca lo contrario, pero debes estar muy tranquilo. Las arrancadas requieren movimientos muy precisos con el acelerador, la posición del cambio, la temperatura de los neumáticos con la que has parado en la parrilla de salida… En esos momentos debes tenerlo todo en su punto en los movimientos clave. Si no lo tienes todo en su sitio, estás sobreexcitado, o tienes mucha presión en esa carrera o factores externos te hacen no estar al 100% concentrados, normalmente la salida será peor. Si he sido bueno en las salidas durante mi carrera es porque he intentado estar tranquilo en esos momentos”.

6º. Entrenar en simuladores

“Usamos simuladores para entrenar y desarrollar el coche con los ingenieros, pero desde el punto de vista de los pilotos, practicar las salidas, memorizar los automatismos que debes usar en el coche, es parte de nuestro entrenamiento. Cuanto más te acostumbres, mejor llegas”.

7º. Aprender a trabajar con ingenieros

“Vivimos en una era de la ingeniería. Todo está dictado por la simulación, por los ordenadores… Es bueno, ayuda a maximizar estas máquinas, pero al final del día debes confiar en la parte humana detrás del volante. Recuerdo que hace un par de años en una carrera de Fórmula 1 , el ingeniero estuvo diciéndome que no llovía y que debía seguir en pista cinco vueltas más, y yo estaba gritando por la radio que estaba lloviendo, que no debíamos mantener el coche en pista porque estaba lloviendo. Y él me decía que no, que el ordenador les decía que iba a llover en 7 minutos. Y yo le contesté que sacara la mano fuera del muro y comprobaría que está lloviendo, y que debía parar en ese momento. Definitivamente, la tecnología ayuda pero siempre hay un piloto detrás del volante y es la parte más importante”.

Temas relacionados:

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba