SPORTYOU

Archivo
29 de enero de 2023 29/01/23

Opinión

Opinión

Cada día entiendo menos el reglamento manual


  • 08 de enero
    de 2023
  • Iñaki Cano

Sinceramente nunca entendí de fútbol pese a practicarlo, pero ahora lo comprendo mucho menos. Bueno, mejor dicho, el fútbol que yo jugué o que veo, es muy, muy diferente al que ven y entiendes los subordinados del señor Medina Cantalejo. Lo que sucedió en Villarreal es un auténtico disparate que cada día que pasa, engorda más que yo.

Que nadie me mal entienda y se piense que escribo lo del disparate, pensando en beneficio del Real Madrid y para perjudicar a los de Quique Setién. No. En el nuevo estadio de La Cerámica sólo hubo un equipo merecedor de los tres puntos, el Villarreal. Lo que sucede es que con los nuevos reglamentos se cambia el fútbol de toda la vida. Soy partidario del VAR, porque me parecía que iba a ser más justo, pero es más engorroso y menos comprendido por la mayoría de aficionados y de jugadores.

Es de risa. Perdón, no tiene ni pizca de gracia lo que están haciendo en los campos de LaLiga y en las habitaciones de Las Rozas, donde la tecnología o quienes la usan, destrozan un juego y un reglamente de toda la vida que no lo conoce ni la madre que lo parió. Las manos de Foyth y de Alaba que desde la sede de la RFEF se señalaron, volvieron a demostrarnos que dependiendo el niño del VAR que saque la bolita de la suerte, te beneficiará o perjudicará, pero lo que es innegable es que a casi todos nos confundirá de cara al presente y sobre todo para el futuro.

Entre las jugadas grises del inicio de la utilización del VAR y las órdenes de Medina Cantalejo de ahora, nos están volviendo majaretas y cada día empiezo a sospechar mucho del arbitraje de LaLiga porque no es una impresión sólo mía, pero el fútbol, partido a partido, sale mal herido con los criterios del reglamento ‘manual’ que aplican los que viendo el fútbol por un monitor ven cosas que los que estamos en el sofá no apreciamos porque nuestros televisores son de peor calidad o porque somos tan ilusos que seguimos viendo el fútbol ordenado en tan sólo 17 reglas.

Los árbitros deben plantarse de una vez por todas y aplicar el reglamento. No hay otra. De lo contrario los intereses de aficionados, directivos, jugadores y entrenadores, utilizarán el color del cristal por el que miran las manos. Están complicando el fútbol y en España mucho más. Todo es un enredo mayúsculo un partido sí y otro también. A partir de ahora el Real Madrid medirá la mano de Alaba para parecidas situaciones que no le beneficien. El Villarreal creerá ver más roces manuales como las de Foyth y en el río revuelto de esas manos, los demás equipos siempre las compararán si no les beneficia, pero con el reglamento no se debería perjudicar ni confundir a los que pagan, ni a los que cobran que son los que cada jornada juegan a un deporte que cada día entienden menos.

Volver arriba