SPORTYOU

Archivo
7 de diciembre de 2019 7/12/19

Opinión

Opinión

Brotes verdes en el otoño del Real Madrid


  • 09 de noviembre
    de 2019
  • Iñaki Cano

Antes de este nuevo ‘parón’ de selecciones al Real Madrid no se le puede criticar nada. Sólo se le debe felicitar y aplaudir por la semana que lleva. Goleada al CD Leganés (5-0), desliz con el Real Betis (0-0), goleada al Galatasaray (6-0) en la Champions League y para cerrar la semana, otra goleada (0-4) al durísimo SD Eibar de Mendilibar.

A las goleadas que ha marcado el Madrid de Zinedine Zidane, ‘La Leyenda’, hay que añadir que contra Galatasaray, Leganés, Betis, Galatasaray y Eibar, han terminado con la portería limpia de goles y con un Thibout Courtois sereno y en paz. Son cinco partidos consecutivos alejando peligro y terminando con la tranquilidad de no encajar.

Salvo el día del Real Betis, en el que no estuvieron a la altura, en los demás encuentros y especialmente en Ipurua se vio que la concentración y el trabajo desde el comienzo fueron fundamentales. Es lo mínimo que se les debe de exigir a los jugadores que se enfundan la camiseta del Real Madrid. Las críticas a los jugadores y al entrenador, estaban fundamentadas por la falta de intensidad desde el minuto 1 hasta el noventa. Y no era yo el que usaba la palabra ‘intensidad’ como excusa, la decían los jugadores y sobre todo Zinedine Zidane.

Después de verles correr bajo la lluvia a los jugadores del Real Madrid se les exigirá lo mismo en todos y cada uno de los partidos que jueguen. Con la calidad de la plantilla, si encima corren y luchan, lo normal es que ganen más que pierdan o, al menos, empaten. Con esa calidad, con intensidad y con la concentración mostrada en Ipurua, lo normal es que todo salga bien.

Zinedine Zidane parece que ha encontrado la tecla que ha de pulsar incluso pulsando la F-5 de refrescar o darle descanso a algunos jugadores por muy importantes que parezcan. Frente al Eibar no se echó en falta ni a Rodrygo ni a Toni Kroos. Con un Karim Benzema deslumbrante, genial y además goleador. El Edén Hazard del Chelsea, parece que ya ha llegado a Madrid. Y aunque en la aduana le hayan perdido los goles, comienza a ejecutar genialidades como la jugada con pase final de rabona que alucinó a la afición eibarresa. ¡Jugadón impresionante! A lo anterior hay que añadirle, por ejemplo, lo de Rodrygo o la consagración de Fede Valverde como sub-jefe del medio campo blanco.

¿Cuánto le durará esta primavera blanca de otoño? Es igual, pero de momento dejemos a los madridistas que sigan creyendo en la floración de antaño y sobre todo, dejémosles que disfruten y sueñen después del sufrido tiempo pasado.

Temas relacionados: ,

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba