SPORTYOU

Archivo
15 de octubre de 2019 15/10/19

Fórmula 1

Bianchi se ganó el asiento de Ferrari en Mónaco

Jules Bianchi está en la mente de todos los aficionados y miembros de la Fórmula 1 por sufrir uno de los accidentes más graves de los últimos años, en Suzuka. Sin embargo, antes, se había ganado los titulares y las alabanzas por una actuación estelar en el Gran Premio de Mónaco: el piloto francés logró […]


19 de mayo de 2015 Revista del Motor - Sportyou



Jules Bianchi está en la mente de todos los aficionados y miembros de la Fórmula 1 por sufrir uno de los accidentes más graves de los últimos años, en Suzuka. Sin embargo, antes, se había ganado los titulares y las alabanzas por una actuación estelar en el Gran Premio de Mónaco: el piloto francés logró quedar noveno, ganando sus dos únicos puntos para él y para Marussia (hoy Manor).

Este gran resultado no pasó desapercibido para Ferrari, con quien Bianchi ya mantenía una relación desde que, en 2009 en unos entrenamientos con la Scuderia, llamase la atención de los responsables de la Ferrari Drivers Academy. El equipo italiano le apoyó desde entonces, y tanto su presencia como piloto probador de Force India como posteriormente su salto en Marussia lo hizo siempre bajo el manto de Ferrari. También ejerció de piloto de pruebas para los de Maranello, así como de probador en varias sesiones. En este contexto, y después del resultado en el Principado, Ferrari volvió a tenerle en cuenta pero ya como piloto oficial, de cara a la temporada siguiente. Tras el accidente de Räikkönen en Silverstone, Bianchi se subió al F14-T tras el Gran Premio, lo que parecía el preludio perfecto para el anuncio.

Ferrari también estaba pendiente del piloto italiano Raffaele Marciello, otro de sus canteranos, y el movimiento era claro: se esperaba que Marciello diera el salto a Marussia, como compañero de Bianchi en 2015. Uno de los dos iba a ser el elegido para sustituir a Kimi Räikkönen en 2016, cuando acaba el contrato del finlandés.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba