Archivo
21 de julio de 2018 21/07/18

Mundial Rusia 2018

Rojo lleva a Messi a octavos

Argentina vence en el último suspiro a Nigeria (2-1), y con la victoria de Croacia sobre Islandia, acaba segunda del Grupo D


26 de junio de 2018 - Sportyou

Argentina se ha metido en el último suspiro en los octavos de final de la Copa del Mundo, gracias a un gol de Marcos Rojo sobre la bocina que ha servido para derrotar a Nigeria (2-1). El triunfo de Croacia ante Islandia, también por 2-1, ha hecho el resto.

Las sensaciones, de partida, fueron radicalmente opuestas para Argentina con respecto a los anteriores dos encuentros. Sampaoli cambió su plan de juego, utilizando un 4-3-3 asimétrico, en el que Leo Messi arrancaba desde el perfil derecho pero con total libertad para ir a zonas interiores y armar el juego. El crack del Barcelona entró en el encuentro mucho mejor, probablemente gracias a la titularidad de Éver Banega, que jugó como interior izquierdo en el nuevo sistema.

El jugador del Sevilla jugó un muy buen primer tiempo. Siempre en contacto con la pelota, encontrando su espacio, llevó a la defensa de Nigeria a buscar el cuero sobre sus recepciones, y eso llevó a Messi, que arrancaba desde el otro perfil, a recibir con más espacio que nunca en este Mundial. El 0-1, de hecho, llegó de una gran conexión entre ambos, con un excelente pase de Banega al espacio y control y definición de derecha absolutamente soberbios de Leo Messi.

Con el paso de los minutos Argentina perdió un poco el control del encuentro: Mascherano perdía excesivos balones, y Di María verticalizaba demasiado, así que la albiceleste perdía el cuero en muchas ocasiones. Messi estuvo a punto de calmar los ánimos de forma definitiva, pero su gran lanzamiento de falta se estrelló en la madera, yéndose el choque al entretiempo con ventaja mínima para los de Sampaoli.

En el arranque del segundo tiempo, Argentina sufrió una bofetada tremenda. Cakir decidió señalar un penalti de Mascherano a Balogun por un agarrón en el que el VAR no entró, transformado por Moses con gran calma. El jugador del Chelsea aguantó a que Armani se venciera para colarle la pelota por el otro lado.

Desde entonces, vimos una Argentina bastante desencajada, que es cierto que con la entrada de Pavón mostró algo más de profundidad, pero en líneas generales bastante inconexa y partida. De hecho, Nigeria salía a la contra con relativa frecuencia, e iba generando alguna ocasión, como un buen disparo de Ndidi que se marchó ligeramente alto el minuto 72, Ighalo tuvo una clarísima en el minuto 75, que se marchó ligeramente fuera. Higuaín estuvo a punto de anotar, pero su remate, tras un gran balón al área, se marchó alto.

En el 82′, el propio Ighalo tuvo una gran ocasión, pero la salvó Armani, y poco después Etebo, en una gran ejecución de falta directa, también estuvo a punto de anotar. Falló mucho Nigeria, pero no lo hizo Argentina en el momento decisivo. Marcos Rojo apareció en el área para rematar un centro lateral de Mercado con la pierna derecha y poner el 2-1 definitivo en el minuto 86, que dio el pase a la selección albiceleste -que se verá las caras con Francia- en el descuento.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba