SPORTYOU

Archivo
16 de noviembre de 2019 16/11/19

Opinión

Opinión

Los delirios de Arai, la condena de Alonso


  • 24 de agosto
    de 2015
  • Iván Bueno

Yasuhisa Arai

Los días previos al GP de Bélgica se vivieron de diferente forma en McLaren y en Honda pese a que Eric Boullier repita que son un único equipo, McLaren-Honda. Unos días antes, supimos que Honda llevaba una unidad de potencia nueva en la que habían aplicado tres tokens.

A raíz de ello llegó un sorprendente Yasuhisa Arai, que heló la sangre de los aficionados a la Fórmula 1 asegurando que con los cambios estarían al nivel de Ferrari. Un brindis al sol que no gustó en McLaren y que fue rectificado por el propio Arai. Por otro lado, Fernando Alonso se mantuvo con los pies en el suelo y juró mil y una veces que en Spa iban a sufrir. Algo que ocurrió desde el primer minuto.

Desconozco las intenciones de Arai al decir que su unidad de potencia estaría al nivel de la de Ferrari pero lo cierto es que no fue así. Ambos Sauber, con motor Ferrari, terminaron por delante de los McLaren y respecto a la escudería de Maranello rodaron unos 2 segundos más lentos por vuelta. Aunque en algunos momentos la diferencia era de 1 segundos, lo que hizo media con las vueltas que rodaron 4 segundos más lentos que Vettel.

Sí, ambos McLaren terminaron la carrera pero con una falta de ritmo abrumadora que seguro que no gustó en McLaren pese a que en Honda no están tan tristes ya que en el banco de pruebas la actualización funcionó. Quizá allí lo hizo, pero en pista no se notó cambio alguno más allá del palabrerío de Arai.

Ahora que empieza la recta final de la temporada, McLaren y Honda deberían sentarse con seriedad en una mesa, buscar buenos intérpretes (por aquello de la falta de entendimiento entre ambas partes) y discutir qué buscan. Es difícil que se consigan cosas cuando McLaren funciona un paso por delante de Honda. Sí, el pasado fue glorioso, pero el presente es lamentable y el futuro más próximo no pinta mucho mejor.

De no poner remedio en un corto plazo, todo el proyecto quedaría sustentado por un fino soporte que en cualquier momento se podría romper, lapidando a McLaren-Honda y todos los integrantes del equipo, bien sean pilotos experimentados y campeones del mundo como Fernando Alonso y Jenson Button o jóvenes pilotos como Kevin Magnussen o Stoffel Vandoorne.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba