SPORTYOU

Archivo
31 de marzo de 2020 31/03/20

General

Abramovich consigue su objetivo

En junio de 2003, el magnate ruso Roman Abramovich saltó a la prensa deportiva tras adquirir el Chelsea. El multimillonario tenía un objetivo: lograr la Champions League. Para ello, a diferencia de otros presuntos mecenas, no escatimó en recursos. Tras llegar a semifinales con Ranieri, Abramovich se encomendó a Mourinho, bajo cuyo mando conquistó dos […]


20 de mayo de 2012 - Sportyou

En junio de 2003, el magnate ruso Roman Abramovich saltó a la prensa deportiva tras adquirir el Chelsea. El multimillonario tenía un objetivo: lograr la Champions League. Para ello, a diferencia de otros presuntos mecenas, no escatimó en recursos. Tras llegar a semifinales con Ranieri, Abramovich se encomendó a Mourinho, bajo cuyo mando conquistó dos veces la Premier pero se quedó a las puertas del ansiado botín. Fue eliminado en semifinales en dos ocasiones por el Liverpool.

Despidió a Mourinho años más tarde y Avram Grant se hizo cargo del Chelsea. Lograron entrar en una final por primera vez en su historia pero los penaltis los relegaron al segundo puesto, mientras vieron al Manchester United celebrar el título.

Después, Scolari, Hiddink y Ancelotti fracasaron en el intento. También Villas-Boas, con el que se intentó enderezar los últimos pasos de una generación dorada de jugadores en Stamford Bridge.

Ha tenido que ser Di Matteo, el segundo de Villas-Boas, quien se sentó en el banquillo del Chelsea el día en que los blues levantaron por primera vez la Champions League, el sueño de Abramovich. Casi mil millones después (los años 2003 y 2004 fue cuando más gastó, con 190 y 180 millones de euros respectivamente), el magnate ruso por fin respira tranquilo.

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba