Archivo
21 de mayo de 2019 21/05/19

Opinión

Opinión

¿Para qué sirven los árbitros de área? (II)


  • 21 de junio
    de 2012
  • Paco Navacerrada

Vuelvo a incidir en el asunto arbitral. Quiero decir que arbitrar un partido es bastante complicado y difícil. Estar noventa minutos atento a todo, no sólo al balón, conlleva una presión que muchas veces te impide ver cosas que otros sí ven. Además, hay que lidiar con jugadores cuya única misión en el terreno de juego es la de intentar engañar al árbitro. Por eso es muy difícil arbitrar. Y para ayudar al árbitro, la FIFA ha ido colocando otros árbitros en el terreno de juego. Ahora, además del juez principal, hay dos árbitros auxiliares (los jueces de línea de toda la vida) y un cuarto árbitro, que controla los banquillos y los cambios y levanta el cartelón para decir el tiempo que hay que añadir a cada período.

Con el fin de ofrecer un mayor apoyo al árbitro, FIFA puso dos colegiados controlando las porterías, los árbitros de área. Yo aún me sigo preguntando qué labor desempeñan estos dos árbitros, cuando dejan con las posaderas al aire, una vez sí y otra también, al árbitro principal.

La última pifia de este peculiar colectivo ocurrió el martes pasado, en el partido Ucrania-Inglaterra. En la segunda parte, con 1-0 ya para los ingleses, Devic consiguió conectar con el balón y enviarlo dentro de la portería de Hart. Terry corrió hacia la pelota y logró despejarla, pero ya había traspasado la línea de gol. Sin embargo, el gol no subió al marcador. Hay una toma perpendicular de televisión en la que se ve que el balón ha traspasado la línea por completo y también se ve al árbitro de área, como no puede ser de otra forma, perfectamente situado. Sin embargo, no indicó al colegiado del partido, Viktor Kassai, que todo el balón había traspasado la línea de gol y, por consiguiente, el tanto debería haber subido al marcador. Ese error no creo que hubiese cambiado el rumbo que había tomado el grupo. Creo que Inglaterra hubiese acabado primera, como finalmente quedó, y Francia hubiese sido segunda. Pero nunca se sabe. Lo que sí sabemos es que la ineptitud de un árbitro perjudicó a un compañero, porque Kassai ya no volverá a pitar más en esta Eurocopa.

Como tampoco lo volverá a hacer el representante del arbitraje español, Carlos Velasco Carballo. El madrileño se vuelve para España tras una discreta actuación. Su modo de dirigir en el primer partido del campeonato, el Polonia-Grecia, no ha debido gustar a los rectores del arbitraje UEFA y ya ha hecho la maleta. La decisiones tomadas por Velasco en ese partido inaugural -la expulsión del jugador griego y un par de penaltis no señalados- no han gustado y, pese a volver a pitar otro encuentro más, ya estaba marcado.

Ahora que Carlos Velasco Carballo ya no podrá pitar la final, espero que Eduardo Iturralde González, ínclito ex árbitro internacional español, quiera que España juegue la final. ¿O no? España juegue la final. ¿O no?

Temas relacionados: , , ,

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba