Archivo
8 de diciembre de 2016 8/12/16

Champions League

Carrasco derriba el muro del Rostov

Griezmann, Carrasco y Savic

El Atlético de Madrid ha sacado un triunfo muy importante en Rusia, aunque el resultado debería haber sido más amplio a tenor de las ocasiones que generó


19 de octubre de 2016 - Sportyou

El Atlético de Madrid ha ganado 0-1 al Rostov en partido correspondiente a la tercera jornada de la fase de grupos de la Liga de Campeones, y suma de esta forma nueve puntos sobre nueve en el arranque de la competición, quedando en una situación fantástica para acceder a los octavos de final.

El Cholo Simeone volvió a elegir un once bastante ofensivo, en el que Koke acompañó a Gabi en el doble pivote, y Correa y Carrasco, partiendo de ambas bandas, y Fernando Torres y Griezmann, como pareja de puntas, completaban la propuesta. De nuevo el juego de ataque del cuadro rojiblanco fluyó con soltura, y en los primeros 45 minutos ya deberían haber resuelto el partido, a pesar de que el primer acto terminó con 0-0.

Ya en el minuto 10 Carrasco tuvo la primera gran ocasión tras una buena asistencia de Griezmann, pero Dzhanaev sacó una buena mano abajo. En el 23, Filipe Luis ganó línea de fondo y puso una gran pelota al segundo palo, pero Correa echó el cuero arriba con toda la ventaja, y tres minutos después, Fernando Torres sacó un buen disparo cruzado que se marchó arriba por poco. Ninguna de las acometidas hizo caer la meta rusa, así que el riesgo era que el Atleti pudiera caer en la ansiedad en la segunda parte.

Pero nada más lejos de la realidad. El equipo madrileño continuó moviendo la pelota con velocidad cerca del área rival, y Juanfran comenzó a proyectarse con peligro desde el lateral. En el minuto 59 puso una gran pelota que Fernando Torres cabeceó fuera por poco, y en el 61 otra buena subida de Juanfran provocó la jugada del 0-1. Una pelota al segundo palo del ex de Osasuna fue rematada de zurda por Carrasco a la red, que suma cuatro goles en los últimos dos partidos.

A partir de entonces, el Atleti gestionó con más calma la pelota, aunque el Rostov, a partir de Doumbia y Noboa, intimidó la meta de un Oblak que respondió bien, permitiendo a su equipo certificar un triunfo que puede ser clave ya no sólo para la clasificación, sino también para acabar logrando la primera plaza del grupo.

Temas relacionados: ,

Suscríbete a nuestro newsletter

Volver arriba